viernes, 15 de marzo de 2013

Mi Lista Negra



Soy una esteta patológica. La vida me entra por los ojos, y soy mucho mas feliz, (si, soy asi) rodeada de belleza que de fealdad. 

 

Pero no hablo de la belleza en el sentido más superficial o meramente visual (aunque os ponga la foto de Ava Gardner para alegraros el ojo). Hablo de la belleza profunda, vital y molecular. La belleza que nace del orden, o del desorden razonado. La que surge de la coherencia, tiene una historia que contar detrás. Esta belleza es lo contrario a la falsedad, la pretenciosidad, la estridencia o incluso la moda.
Otro día os describiré más a fondo lo que es belleza para mí, pero de momento voy a empezar por hacer una lista espontánea y un poco caótica de las cosas que me matan, intentando no dejarme influenciar por prejuicios culturales, sociales o de otro tipo. (Lo intentaré).
Me matan:
  • La mala materialización constructiva de la geometría exacta. Aristas sinuosas. Esquinas descuadradas. Paredes no aplomadas. Suelos no horizontales.
  • Los chorretes.
  • Los encuentros a ras entre diferentes materiales que no admiten en encuentros enrasados.
  • Los materiales que imitan a otros materiales. Suelos de gres que imitan a madera. Suelos de gres que imitan piedra. Maderas "técnicas", que no son otra cosa que plástico que imita a madera; piedra artificial.
  • La combinación de madera oscura con piedra negra.
  • la imagen corporativa de los restaurantes de fast food.
  • Los muebles de los hospitales.
  • Las bolsas de plástico.
  • Servir la comida en el envase en que se compra.
  • El diseño de los ataúdes y sus acabados.
  • Las pieles y el cuero falsos.
  • Las mujeres deformadas por la cirugía estética.
  • Los centros comerciales por dentro salvo raras excepciones.
  • Las plantas artificiales.
  • Los bolsos de imitación.
  • Niñas vestidas de mujer.
  • Coches blancos.
  • Las mesas de centro de los programas de TV en torno a una mesa
  • Los decorados de las entregas de premios cinematográficos o similares
  • Las pintas de los reporteros enviados de los telediarios.
  • Los dibujos animados japoneses.
  • Gente mascando chicle.
  • Los tintes capilares masculinos.
  • La exhibición impúdica del cuerpo humano poco exhibible
  • Los perros vestidos.

2 comentarios:

  1. Existe “mucha”gente a la que le pasa exactamente lo mismo. No es una manía. Es: bueno, evolutivo y positivo. El caso es que los demás lo relacionen con algo superficial.
    Inteligencia, Bondad, Humildad ,“Belleza” van juntos de la mano para poder llegar a percibir la “Belleza Completa”. Llena de defectos claro o sería tan plástica que el rechazo produciría una gran impresión.
    La percepción intuitiva de este “tipo” puede ser mal interpretada por el entorno, hasta el punto de que este se torne invasivo, y consiga dificultar la propia gestión de la intuición. Resultado de intuición mas invasión bloqueo de la percepción temporal y mala gestión no de la intuición sino del propio “self trust” . La proyección, se trastorna. La gestión se ve invadida por “ un actuar haciendo homenaje al espejo”. El sentido de lo útil y bello se trastorna y contagia cambiando la percepción “estética”

    Por qué en la tienda son más baratas unas sabanas llanas de ositos o de diseños espantosos y muy caro un color liso y conseguido cuando en industria sería mas barato producir sin imprenta unas sábanas?
    Toda una dicotomía.

    El problema de la percepción, la falta de comunicación y el entendimiento viene por los cepos.

    Cepos para mí : percepción contraria, opuesta. Captar solo lo plástico que al mismo tiempo está vacío. El don de percibir la “Belleza” no es mejor ni peor, es una capacidad distinta, necesaria y complementaria a la de otros.
    El que tiene ese don no cae, cuando ya es maduro en los cepos. El que no lo tiene, puede que caiga bastante menudo en ellos.

    Just a thought …

    Enhorabuena por tus manías
    Yo empiezo a acostumbrarme a lo de los perros vestidos, pero no cualquier perro que quede claro.

    Ojalá se vendiese lo bonito, lo sencillo no cuesta tanto al menos y también puede ser mileurista.
    Enhorabuena

    Un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  2. Vanessa sin palabras. Cómo me entiendes¡¡¡

    ResponderEliminar

Me encantaría compartieras conmigo tus opiniones

Contacta con María en